Día Internacional para la Eliminación de la Discriminación Racial

Debemos luchar contra el racismo en todos los lugares, todos los días y todo el año. Sin embargo, el 21 de marzo es un día especial, proclamado por la Asamblea General en octubre de 1966 como el Día Internacional para la Eliminación de la Discriminación Racial.

Declarado por la Asamblea General de Naciones Unidas, esta jornada recuerda la tragedia racista ocurrida en 1960 en la ciudad de Sharpeville, en Sudáfrica, y nos invita al compromiso colectivo para la erradicación de esta lacra social.

Aquel día se celebraba una gran concentración que reunió a 20.000 personas convocadas por el Congreso Pan-Africano para protestar, de manera no-violenta, contra el apartheid. Las leyes racistas de Sudáfrica exigían la identificación de los negros cuando entraban en áreas diferentes a las que tenían consignadas. La protesta pacífica fue violentamente disuelta por la policía que disparó contra los manifestantes. El resultado de la represión criminal fue de 69 personas muertas y186 heridas, muchas de ellas mujeres y niños.

Este fenómeno, es cotidiano y no ajeno a nuestra realidad, es un tema de especial relevancia en nuestro país debido a la gran cantidad de inmigrantes que vienen en busca de una mejor calidad de vida, y que por años ha impedido el progreso de miles de personas en todo el mundo.

A pesar de lo anterior, en nuestro país, durante los últimos años se han multiplicado los actos de discriminación y agresión, particularmente contra los inmigrantes y otras minorías, que junto a manifestaciones violentas, derivadas de nacionalismos agresivos y excluyentes, constituyen nuevas expresiones de xenofobia. En esta materia, ¿cómo somos los chilenos? 

Desde 1966, la política comunicacional de la UNESCO, ha sido defender y apoyar los derechos de los demás, condenando con vehemencia los actos y manifestaciones de racismo y cualquier forma de intolerancia que comprometa el bienestar de refugiados e inmigrantes.

De igual manera, el desprecio y la violación de los derechos humanos y libertades fundamentales, en particular la libertad de pensamiento, de conciencia, de religión o de cualesquiera convicciones, suele acompañar a doctrinas de diferenciación o superioridad que son científicamente falsas, moralmente condenables y socialmente, injustas y peligrosas.

Hoy, te invitamos no solo a recordar, sino que también a ser un agente de cambio, a defender los derechos de los demás, oponerse ante los crímenes motivados por prejuicios, discurso de odio y violencia racial. Si trabajamos juntos, podremos alcanzar una sociedad más justa y tolerante.

¡¡ SOLO UNA RAZA, LA RAZA HUMANA!!

© 2017 Departamento de Publicidad e Imagen. Todos los Derechos Reservados. Diseñado por Semilla Publicidad / Universidad de Santiago de Chile.

Contactanos

Carrera de Publicidad
Departamento de Publicidad e Imagen
Facultad Tecnológica
Universidad de Santiago de Chile

2 2718 05 02

contacto@publicidadusach.cl

Mantente Conectado